La importancia de establecer una política de uso de dispositivos móviles en la empresa

Autor: Dudatis.com

La importancia de establecer una política de uso de dispositivos móviles en la empresa

Los dispositivos móviles (smartphones, tablets y portátiles) se han convertido en herramientas indispensables en el entorno laboral. Tanto si son proporcionados por la empresa como si son aportados por los propios trabajadores, es fundamental establecer una política de uso de dispositivos móviles clara y concisa para evitar problemas y conflictos.

¿Qué es la política de uso de dispositivos móviles en la empresa?

La política de uso de dispositivos móviles en la empresa son las normas y directrices que el empleador establece para regular el uso de smartphones, tablets y portátiles por parte de los trabajadores. Esta normativa determina tanto el uso de los dispositivos proporcionados por la empresa como el uso de los dispositivos personales utilizados para trabajar.

El objetivo de esta política es establecer límites y obligaciones en la empresa con respecto al uso de dispositivos móviles, garantizando la privacidad de la información de los trabajadores y evitando posibles conflictos entre el derecho de supervisión del empleador y el derecho a la intimidad del trabajador.

Antecedentes y regulación del uso de dispositivos móviles en la empresa

Antes de la entrada en vigor de la Ley Orgánica de Protección de Datos y Garantía de Derechos Digitales (LOPDGDD), las normas respecto al uso de dispositivos móviles en la empresa se regían por el Estatuto de los Trabajadores y el respeto al derecho a la intimidad reconocido en la Constitución Española.

La LOPDGDD establece que los trabajadores tienen derecho a la protección de su intimidad en el uso de los dispositivos móviles facilitados por la empresa, pero también permite al empleador acceder a estos dispositivos para controlar el cumplimiento de las obligaciones laborales y verificar la integridad de los mismos.

Es importante destacar que el acceso a los dispositivos móviles debe hacerse de manera proporcionada y siguiendo los criterios establecidos en la política de uso de dispositivos móviles. Además, la ley reconoce el derecho a la intimidad en el uso de los dispositivos móviles facilitados por la empresa al trabajador.

Puntos clave que debe contener esta política

Una política de uso de dispositivos móviles en la empresa debería contemplar los siguientes aspectos:

  • Tipos de dispositivos móviles permitidos para desempeñar las funciones laborales.
  • Usos permitidos y prohibidos de los dispositivos móviles.
  • Control y acceso del empleador a los dispositivos móviles.
  • Medidas de seguridad que deben implementarse en los dispositivos móviles.
  • Excepciones según los puestos de trabajo.
  • Derecho a la desconexión digital.
  • Comportamientos considerados infracciones y procedimiento sancionador.

¿Cómo revisar el cumplimiento de la política de uso de los dispositivos móviles corporativos?

El empleador tiene derecho a controlar y supervisar el uso que los trabajadores hacen de los dispositivos móviles corporativos. Sin embargo, para hacerlo de manera legal, debe informar previamente a los trabajadores y hacerlo de forma proporcional en relación con sus obligaciones laborales.

La empresa puede instalar medios y herramientas en los dispositivos móviles corporativos para controlar su uso, siempre y cuando se cumplan los requisitos legales y se respete la privacidad de los trabajadores.

Uso de dispositivos móviles personales para trabajar

Los trabajadores pueden utilizar sus teléfonos móviles personales para realizar su trabajo, siempre y cuando esté acordado con el empleador y esté contemplado en la política de uso de dispositivos móviles de la empresa. Esta práctica, conocida como BYOD, puede traer ventajas en términos de reducción de costos, pero también implica la necesidad de establecer normas y medidas para garantizar la seguridad y confidencialidad de la información.

Obligación del trabajador de aportar un móvil personal para la empresa

El empleador no puede obligar a los trabajadores a aportar un móvil personal para la empresa, ya que esto iría en contra del principio de ajenidad en los medios de trabajo. Sin embargo, si hay acuerdo entre ambas partes, el empresario debe respetar el derecho a la intimidad del trabajador y cumplir con los requisitos legales para acceder a la información en el dispositivo.

Intereses que pueden entrar en conflicto: el derecho a la intimidad del trabajador y el derecho de supervisión del empresario

El uso de dispositivos móviles en el entorno laboral genera un conflicto entre el derecho a la intimidad del trabajador y el derecho de supervisión del empleador. Es importante establecer una política de uso de dispositivos móviles que regule este conflicto y garantice que se respeten los límites y derechos de ambas partes. El acceso y control a los dispositivos móviles personales está mucho más limitado y podría requerir una orden judicial.

En conclusión, para evitar problemas y conflictos en el uso de dispositivos móviles en la empresa, es fundamental establecer una política de uso clara y concisa que defina los límites, obligaciones y derechos de los trabajadores. Además, esta política debe cumplir con la legislación vigente y ser comunicada adecuadamente a los empleados.


0 Comentarios

En Dudatis.com, nos encanta que participes y expreses tus opiniones. Tu voz es importante para nosotros. Siéntete libre de comentar y compartir tus ideas. Esperamos con interés tus comentarios.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Apreciamos tu participación, y te pedimos que respetes nuestras normas. Recuerda que los campos marcados con * son obligatorios.