Cómo disolver una pareja de hecho: requisitos y trámites

Autor: Dudatis.com

Cómo disolver una pareja de hecho: requisitos y trámites

Cada vez son más las personas que, para dar un paso adelante en su relación sentimental sin contraer matrimonio, deciden inscribirse en el Registro de Parejas de Hecho. Esta opción es recomendable para aquellas parejas que residen juntas pero no han contraído matrimonio. Sin embargo, cuando la relación llega a su fin por diferentes motivos, será necesario disolver la pareja de hecho. A continuación, te explicaremos cómo se hace.

Requisitos y supuestos para la disolución de una pareja de hecho

Al igual que sucede en el caso de un matrimonio, con el simple hecho de que uno de los miembros de la pareja manifieste su deseo de disolver la unión se podrá efectuar su cancelación. No obstante, hay una serie de supuestos y requisitos que pueden hacer que se lleve a cabo la disolución de una pareja de hecho:

  • Las dos partes, de mutuo acuerdo, deciden proceder a la cancelación de la pareja de hecho ante el Registro de Parejas de Hecho.
  • Una de las partes, sin acuerdo con la otra parte, toma la decisión de proceder a la disolución del vínculo.
  • La pareja contrae matrimonio.
  • Uno de los integrantes de la pareja contrae matrimonio con otra persona.
  • Uno o ambos miembros de la pareja dejan de encontrarse empadronados en la comunidad autónoma en la que formalizaron su relación.
  • Los integrantes de la pareja permanecen separados por un periodo que supera los seis meses.

Además de lo anterior, el Registro de Parejas de Hecho también puede tomar la decisión de finalizar la unión si tiene conocimiento de que no se están cumpliendo con los diferentes requisitos que están debidamente establecidos. En este caso, tendrá que hacerlo y notificarlo a las partes, aunque no es lo más habitual.

Cómo hacer la disolución de una pareja de hecho

Al igual que sucede con su formalización, la disolución de la pareja de hecho debe realizarse de manera presencial en el Registro de Parejas de Hecho de la comunidad autónoma en la que ambos se encuentren empadronados. Para ello, es requisito solicitar cita previa, lo cual se puede hacer tanto de manera telemática como presencial o vía telefónica.

Una vez que se llega a este trámite, puede realizarse de dos formas diferentes en función de las circunstancias que haya en la propia pareja. De esta manera, nos podemos encontrar con estas dos situaciones:

1. Si hay mutuo acuerdo entre las partes: Ambos se presentarán en el Registro de Parejas de Hecho en la fecha y hora determinadas por la cita previa, para luego ratificar su intención de proceder a cancelar la unión. La disolución de la pareja de hecho tendrá efecto legal desde ese mismo momento.

2. No hay mutuo acuerdo entre las partes: En este caso, el interesado en disolver la pareja de hecho tendrá que comunicar de manera fehaciente a la otra persona su intención de proceder a cancelar la unión mediante pareja de hecho. Para hacerlo, se puede recurrir a un burofax o correo certificado. Una vez comunicado a la otra parte, la persona que quiere deshacer la unión se personará en el Registro de Parejas de Hecho en la fecha y hora estipulada en la cita previa y entregará ese documento al funcionario. Este procederá a disolver la unión y enviará una notificación a la otra parte para que haya constancia de que se ha procedido a la disolución de la pareja de hecho.

Es importante destacar que no se deberá recurrir a la vía contenciosa para disolver una pareja de hecho, ni siquiera en aquellos casos en los que una de las partes no está de acuerdo con la decisión tomada por la otra.

No obstante, hay que tener en cuenta que este trámite puede variar según cada comunidad autónoma, por lo que las características pueden diferir entre ellas. En todo caso, lo habitual es que tan solo haya diferencias con respecto a la cuantía de las tasas a abonar para poder efectuar dicha disolución de la pareja.

Un trámite rápido y sencillo

El trámite para la disolución de una pareja de hecho es un procedimiento rápido, sencillo y económico, sobre todo si se compara, por ejemplo, con la disolución de un matrimonio, aunque en este último haya acuerdo y se pueda recurrir a lo que se conoce como divorcio «express». Esto se debe a que no se necesita un convenio regular mediante el cual se lleve a cabo la liquidación de los bienes gananciales ni se ejecute la separación de bienes ni algo similar.

Asimismo, no se contempla la vía contenciosa, aunque se podría recurrir a ella en el caso de que se necesite determinar la custodia de los hijos, si los hubiera. De esta manera, ya conoces la manera en la que debes proceder en el caso de que quieras disolver la pareja de hecho.

Etiquetas: pareja de hecho

Categorías: Familia y sucesiones


0 Comentarios

En Dudatis.com, nos encanta que participes y expreses tus opiniones. Tu voz es importante para nosotros. Siéntete libre de comentar y compartir tus ideas. Esperamos con interés tus comentarios.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Apreciamos tu participación, y te pedimos que respetes nuestras normas. Recuerda que los campos marcados con * son obligatorios.