Delito de coacciones: concepto y tipos

Autor: Dudatis.com

Delito de coacciones: concepto y tipos

El delito de coacciones es una conducta que atenta contra la libertad individual de una persona. Consiste en hacer uso de la violencia para impedir que otro individuo lleve a cabo una acción que no está prohibida por la ley o para obligar a esa persona a hacer algo en contra de su voluntad, ya sea justo o no. En este artículo, analizaremos en qué consiste este delito y los diferentes tipos que existen.

Tipo Básico

El tipo básico del delito de coacciones se encuentra recogido en el Artículo 172 del Código Penal. Este tipo de delito protege la vulneración de la libertad de cada persona y se aplica cuando no está previsto en otros artículos del CP. Para que se configure este delito, es necesario el uso de violencia física o intimidación que sea capaz de doblegar la voluntad de la víctima.

Según el Artículo 172.1 del Código Penal, aquellas personas que impidan a otra con violencia realizar una acción permitida por la ley o le obliguen a hacer algo en contra de su voluntad, pueden enfrentar una pena de prisión de 6 meses a 3 años o multa de 12 a 24 meses, dependiendo de la gravedad de la coacción o los medios utilizados.

Tipo agravado

Existe un tipo agravado del delito de coacciones cuando se busca atentar contra un derecho fundamental de la otra persona o impedir el disfrute legítimo de una vivienda. Este tipo de coacción tiene una pena más severa, siendo impuesta en su mitad superior. Sin embargo, este precepto solo se aplica en casos en los que no exista un tipo delictivo más específico que proteja dicho derecho.

El Artículo 172.1 del Código Penal establece el tipo agravado del delito de coacciones, protegiendo a las víctimas de este tipo de acciones ilegales.

Delito leve de coacciones

Desde la reforma del Código Penal en 2015, las coacciones leves pasaron a considerarse un delito leve. Para determinar si un hecho es considerado delito leve, se deben valorar diversos aspectos, como la violencia empleada, la actitud del autor, la gravedad de la acción y otras circunstancias presentes en cada caso.

Para perseguir este delito, es necesario presentar una denuncia. Sin embargo, en casos de violencia doméstica, no se exige la misma.

Según el Artículo 172.3 del Código Penal, aquellos que cometan una coacción leve recibirán una pena de multa de 1 a 3 meses. Es importante destacar que este delito solo se puede perseguir si hay denuncia por parte de la persona agraviada o su representante legal. En caso de que la víctima sea una de las personas mencionadas en el Artículo 173, la pena será de localización permanente de 5 a 30 días, trabajos en beneficio de la comunidad de 5 a 30 días o multa de 1 a 4 meses.

Conclusiones

El delito de coacciones es una conducta que atenta contra la libertad individual de una persona. Existen diferentes tipos de coacciones, como el tipo básico y el tipo agravado. Además, desde la reforma del Código Penal en 2015, las coacciones leves se consideran un delito leve. Es importante denunciar este tipo de acciones para proteger los derechos y la libertad de las personas afectadas.


0 Comentarios

En Dudatis.com, nos encanta que participes y expreses tus opiniones. Tu voz es importante para nosotros. Siéntete libre de comentar y compartir tus ideas. Esperamos con interés tus comentarios.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Apreciamos tu participación, y te pedimos que respetes nuestras normas. Recuerda que los campos marcados con * son obligatorios.