Legalidad de las cámaras de vigilancia falsas: normativa y AEPD

Autor: Dudatis.com

Legalidad de las cámaras de vigilancia falsas: normativa y AEPD

Como cualquier otro método que se define como disuasorio frente a los amigos de lo ajeno, el principal propósito de un sistema de videovigilancia no sería tanto poder identificar a quien comete un delito como hacerle cambiar de opinión a la vista de las cámaras. Para este fin ni siquiera es necesario que tales cámaras sean reales, basta con que lo parezcan y así lo crea el delincuente. En este artículo vemos lo que dice la normativa y la AEPD sobre la legalidad de las cámaras de vigilancia falsas.

¿Puedo poner cámaras de vigilancia falsas?

En principio, la Agencia Española de Protección de Datos (AEPD) señala que las cámaras de videovigilancia falsas se pueden poner y no suponen un delito para la intimidad, privacidad o integridad de las personas ya que no suponen la creación de ningún fichero de datos sobre personas. Sin embargo, la extensión en el tiempo de la instalación de cámaras falsas de seguridad podría ser un indicio de que las cámaras son reales y están obteniendo imágenes, por lo que serían susceptibles de ser objeto de una investigación y de posibles sanciones. Es decir, el uso de estas cámaras disuasorias sería ilegal siempre y cuando su uso no se extienda durante el tiempo suficiente para considerar que haya indicios de que las cámaras se encuentran en funcionamiento. ¿Cuál es ese plazo de tiempo? La AEPD no se ha pronunciado al respecto.

¿Hay sanciones por utilizar cámaras falsas?

El Expediente Nº: E/00888/2010 fue archivado porque ante una denuncia por videovigilancia no señalizada, se comprobó que el denunciado colocó una cámara de videovigilancia falsa con el fin de intimidar a los gamberros. La AEPD señaló que no existía constancia de que las cámaras instaladas funcionaran y captaran imágenes de personas, por lo que procedió al archivo de las actuaciones. Sin embargo, advirtió que la continuación de la ubicación de las cámaras en el establecimiento podría constituir prueba suficiente de su funcionamiento, lo cual podría llevar a la imposición de sanciones de hasta 300.506,05 €.

¿Cómo saber si una cámara de seguridad es falsa?

Algunos detalles permiten detectar las cámaras de vigilancia falsas con relativa facilidad. Estas cámaras suelen estar hechas con materiales de peor calidad, lo cual es reconocible en la propia carcasa y en la lente, que en muchos casos están hechas de plástico. Además, las cámaras de seguridad falsas no tienen cableado o intentan incorporar cableado falso. Generalmente, una cámara disuasoria incluye una luz roja parpadeante para simular su funcionamiento, mientras que las cámaras reales cuentan con una luz roja que se enciende solo por la noche o en condiciones de baja luminosidad. Además, al instalar una cámara de vigilancia real se debe colocar un cartel indicando que se trata de una zona videovigilada, lo cual no ocurre en el caso de las cámaras falsas.

¿Cómo cumplir la LOPD con cámaras de videovigilancia?

Si en nuestra empresa o negocio utilizamos cámaras de videovigilancia, debemos adaptarnos a lo establecido en la Ley Orgánica de Protección de Datos (LOPD) para evitar importantes sanciones de la AEPD. Entre los requisitos que debemos cumplir se encuentran:

Inscribir el fichero «Videovigilancia» en la AEPD

Es necesario rellenar información sobre los datos recopilados, finalidades y usos, cesión o comunicación a terceros, sistema de copias de seguridad y recuperación.

Indicar el local donde están instaladas las cámaras

Además, se debe especificar las medidas de seguridad aplicadas, el personal que tiene acceso al fichero de «Videovigilancia» y los programas y equipos informáticos utilizados para el tratamiento de las grabaciones.

Eliminar grabaciones antiguas

Si el programa de captación de imágenes guarda las grabaciones en el disco duro de un equipo informático, es obligatorio eliminar aquellas grabaciones que tengan una antigüedad de un mes o más.

Descargar la documentación exigida por la LOPD

Esto incluye el Documento de seguridad, el cartel oficial de «Zona Videovigilada», la cláusula informativa de derechos y el Documento de información al personal o acuerdo de confidencialidad.

Requisitos que deben cumplir las cámaras de videovigilancia

Las cámaras o videocámaras utilizadas para la seguridad privada no pueden captar imágenes y sonidos de vías y espacios públicos o de acceso público sin autorización administrativa. En el interior de los domicilios, su utilización exige el consentimiento del titular. Las cámaras utilizadas como medidas de seguridad obligatorias o de sistemas de recepción, verificación y respuesta no necesitan autorización administrativa. Las grabaciones de los sistemas de videovigilancia no pueden aplicarse para un uso distinto al de su finalidad. En caso de que estén relacionadas con hechos delictivos, deben ser presentadas a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad competentes. Además, la monitorización, grabación, tratamiento y registro de imágenes y sonidos de los sistemas de videovigilancia deben cumplir los principios de proporcionalidad, idoneidad e intervención mínima.

¿Necesitas cumplir el RGPD?

Si deseas cumplir con el Reglamento General de Protección de Datos (RGPD), se recomienda solicitar varios presupuestos para garantizar una correcta adaptación de tu empresa o negocio.


0 Comentarios

En Dudatis.com, nos encanta que participes y expreses tus opiniones. Tu voz es importante para nosotros. Siéntete libre de comentar y compartir tus ideas. Esperamos con interés tus comentarios.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Apreciamos tu participación, y te pedimos que respetes nuestras normas. Recuerda que los campos marcados con * son obligatorios.